Preguntas frecuentes

El material lo puede comprar directamente comunicándose al teléfono: 314 292 1465 o al correo contacto@gapoart.com
Realizamos envíos a todo el país.También existen algunos negocios que venden nuestro material en diferentes ciudades, muchas veces para algunos clientes es más practico adquirir el material en esos establecimientos y evitar la demora del envío y el sobrecargo del mismo. Puede ver los datos de los establecimientos en: gapoart.com/comprar-contacto.php

Las tiendas que venden nuestro producto son independientes de GaPoArt, muchas por motivos que ellos creen convenientes manejan otros costos, aunque no tenemos relación con dichas tiendas colocamos los datos para facilidad de los clientes.

Por ahora el material solo sale en un tipo de dureza, en la mayoría de los casos suele ser los suficientemente blando para trabajarla sin problemas. El material solo endurece al calentarlo, si tiene algún paquete que este demasiado duro al punto de no poder usarlo, verifique que este almacenándolo en un lugar lejos de fuentes de calor como estufas, bombillos incandescentes o el sol (no solo la luz directa, un paquete de material almacenado en una caja al lado de la ventana, aunque el material no reciba la luz si terminara por recibir el calor que le transmita la caja).

Para suavizar o alisar las pequeñas marcas que dejan las herramientas o dedos, hemos notado que los mejores resultados se dan con un pincel humedecido en thiner o al algún solvente de evaporación rápida (aguaras o trementina pueden funcionar, pero tiene un olor muy intenso que puede resultar incómodo para algunas personas.) también se puede lijar una vez que el material este endurecido.

El material viene en color gris y no es posible agregarle color mientras este moldeable, en futuro manejaremos arcilla en colores, pero por el momento no hay manera de aplicarle color al producto en fresco. Una vez endurecido el material se puede pintar sin problemas

Si bien no se le puede agregar directamente color a la masa, una vez curado se puede pintar como pinturas comunes, las más recomendadas son las pinturas acrílicas cuando se aplican a pincel y pinturas nitro celulósicas cuando se usa el aerógrafo, pinturas epoxi o poliuretano también se pueden usar con tranquilidad. Las únicas pinturas poco recomendadas son las pinturas de esmalte pues al aplicarlas directamente sobre el material tienden a inhibirse, solo pueden ser usadas si previamente se ha aplicado un imprimante epóxico o de poliuretano que impida el contacto directo del esmalte con el material.

En general generará más inconvenientes que soluciones, en casos muy puntuales puede ser útil (piezas muy pequeñas), el problema con este tipo de hornos es que no suelen tener una regulación de temperatura por grados, algunos los tienen, pero igual el tamaño del horno es muy reducido provocando que en piezas medianas o grandes las resistencias que irradian el calor queden muy cerca de algunas partes del material quemándolo.

El material cura con la aumento de temperatura, lastimosamente el horno microondas no funciona aportando calor, sino haciendo vibrar algunos tipos de moléculas como las del agua, el material no posee una gran cantidad de esas moléculas así que no va curara adecuadamente, puede endurecer pero quedara muy frágil el resultado, también resulta inconveniente si hemos aplicado relleno en papel aluminio o estructuras de alambre metálico, por ninguna razón introduzca en el microondas objetos metálicos.

Los hornos a gas o eléctrico (como los que viene con algunos tipos de estufas) son los mejores para endurecer el material, no hay inconveniente en usar el mismo horno para endurecer el material y cocinar alimentos siguiendo las normas de higiene básica, en caso que el material se nos halla quemado dentro del horno conviene hacer un aseo a profundidad del mismo para retirar el aroma que queda y no se impregne en futuros alimentos.

En la mayoría de los casos es recomendable el uso de estructuras internas para mejorar la resistencia de la escultura en general, no solo para la arcilla polimérica sino para trabajos en otros materiales como porcelanicrom, plastilina o epóxica. Con la arcilla polimérica es aún más recomendable, cuando el material se está curando en el horno toma una textura similar a la de un caucho por lo que si no tiene estructura interna se puede deformar.

Los más común y sencillo es usar un esqueleto de alambre para dar sostén a la pieza, cualquier alambre metálico es útil ya sea de aluminio, dulce, cobre, etc.

Cuando la pieza adquiere volumen se pueden usar rellenos para economizar material, el relleno que recomendamos es papel aluminio pues no genera problemas con el material y ayuda en el curado calentando la escultura desde adentro al momento del horneado.